SANTANDER 14 de mayo.- Ya sabrán vds. que nuestras valientes tropas al frente de Ramales y Guardamino, dirigidas por el conde de Luchana, en medio del horror del fuego enemigo y la crueldad del tiempo se han cubierto de gloria, haciendo que el pabellón de Isabel II, la bandera de los libres, ondee sobre los muros de Guardamino, y luzca en las poblaciones de Gibaja, Ojibar, Rasines, Lanestosa y Soba. El valiente provincial de Oviedo queda guarniciendo á Guardamino, después de haber sufrido bastante en la refriega, pues parece que escepto siete todos los oficiales están fuera de filas, ya muertos, ya heridos.

Nuestro comandante general marchó ayer con esta milicia nacional de caballería al cuartel general, llevando en su compañía á nuestro subinspector del arma y sus ayudantes.

El general Rivero con la guardia real sigue al enemigo; el señor Castañeda con su división se halla en Soba; el cuartel general en Lanestosa; esto hasta la fecha de ayer á las doce de la mañana.

El Eco del Comercio, Madrid 20 de Mayo de 1839.

El Eco del comercio. 20-5-1839-404